¿Cuándo fue la última vez que hiciste limpieza en tu clóset mental?

Con frecuencia vamos acumulando pensamientos y emociones que en su momento nos desarmonizaron, los cuales los vamos cargando en nuestro equipaje de vida. Todo pensamiento genera una emoción. Te invito a hacer un ejercicio: cierra tus ojos y evoca alguna vivencia difícil para ti, trata de recordar con quien estabas, el lugar donde te encontrabas, los temas que se trataron, hasta el último detalle que puedas, y date cuenta qué emoción viene a ti; te aseguro que la emoción que experimentaste aquella vez regresa nuevamente; es decir, el pasado lo volvemos presente ya que la mente no entiende de tiempos. Es por ello que al igual que se recomienda limpiar nuestros espacios físicos, el hacer también un inventario en nuestros recuerdos, creencias, percepciones e incluso en nuestros círculos sociales, nos ayuda a liberar cargas. Al realizar esto nos ayuda a liberarnos de todo lo que ya no nos suma o que ya cumplió su misión. La clave es volvernos observadores de nosotros mismos y decidir qué conservar tanto física, mental, y emocionalmente, con ello haciéndole espacio a lo nuevo que está por llegar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

© Todos los derechos reservados 2021 | Sitio desarrollado por JADE-MK Servicios